Eternena

Abro el vino y lleno los jarrones de la casa. Agoto una botella, después otra. Bendita idea, hacer la cuarentena en la playa. Al décimo día, me harté del mar y de saltarme las reglas. Ahora, cerca del mes, cuando veo salir del océano esas criaturas fosforescentes y desde el cielo caen pelotas de ping-pong, no queda nada que me sorprenda. Los volcanes de salsa picante, los reptilianos y el tsunami multicolor, ¡vengan! Aquí estamos, somos varios.

***

Palabras para el reto de este mes: Estamos, idea, vino.

Sí, ya sé, pero no debo ser la única que no tiene mucho más en la cabeza para escribir. Qué mejor que sacar las incertidumbres y los recuerdos de memes sobre gente imprudente y noticias del fin del mundo en un micro para el desafío de Cinco Líneas de abril de Adella Brac.

Vayan a echar un vistazo y anímense a participar también.

Cyn Romero

Amante de toda historia bien contada, real o ficticia. Bloguera y escritora del interior de Argentina.

También puede gustarle...

8 Respuestas

  1. Está divertido y diferente.
    Me ha gustado mucho.
    Un besito

  2. Me gusto tu relato, con esos elementos tan oníricos, fantásticos.
    Besos.

  3. Siempre me divierto al visitarte y leerte.esta bueno y se hace lo que se puede.Saludosbuhos

  4. Sara dice:

    ¡Hola Cyn!
    Me ha parecido gracioso el relato jaja
    Una buena forma, como dices, de enfrentarse a este tipo de situaciones.
    Espero que estés bien.
    ¡Un abrazo muy fuerte!

  5. Jose Lezcano dice:

    ¡Hola Cyn!
    No es fácil ignorar esta extraña situación que nos envuelve. Suerte tenemos de poder sacar alguno de los fantasmas que nos rodean en nuestros relatos. A mí me ha gustado, aunque yo no sé si me cansaría de ver el mar, aunque fuera por una ventana. Y, si fuera llenando mis jarrones de vino… ¡No sé yo todo lo que llegaría a ver! Jajajaja.
    Un abrazo

  1. 24 abril, 2020

    […] Abro el vino y lleno los jarrones de la casa. Agoto una botella, después otra. Bendita idea, hacer la cuarentena en la playa. Al décimo día, me harté del mar y de saltarme las reglas. Ahora, cerca del mes, cuando veo salir del océano esas criaturas fosforescentes y desde el cielo caen pelotas de ping-pong, no queda nada que me sorprenda. Los volcanes de salsa picante, los reptilianos y el tsunami multicolor, ¡vengan! Aquí estamos, somos varios. Por Cyn Romero, del blog El fantasma en mi tintero. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *